DESTROY ALL HUMANS – ANÁLISIS COMPLETO

El nuevo remake de Destroy All Humans creado por THQ Nordic llega a PlayStation 4, Xbox One y PC este 28 de julio de 2020.

Originalmente, fue lanzado en 2005 para PlayStation 2 y Xbox. En esta pandemia sorprende al agregar nuevo contenido a la maravillosa historia. El juego tuvo una serie de secuelas y spin-offs que salieron durante la era de PlayStation 3, Xbox 360 y Nintendo Wii. Esta saga plataformera, con el alienígena Crypto como protagonista, inicia con la llegada de este al planeta Tierra para salvar a otro visitante extraterrestre y destruir toda forma de vida en el mundo, en la que se tendrá el control de un amplio arsenal que se utilizará para aterrar a las personas situadas en zonas urbanas de Estados Unidos en la década del 50.

Como bien lo indica su nombre, el juego fue reconstruido desde cero con su galáctico esplendor. El objetivo principal de esta obra será el de generar caóticas escenas, ya sea pilotando un plato volador como así yendo a pie causando catástrofes civiles. En cuanto a las misiones, pueden re-jugarse la cantidad de veces que se desee para obtener el puntaje más alto posible, y con respecto al gameplay, coexisten habilidades como volar y disparar, dándole una gran dinámica a toda la experiencia. Como todo plataformero 3D, predomina la recolección y destrucción como mecánicas principales, aunque el sigilo es uno de los tintes inesperados que también se aprecia eventualmente.

Entre algunas de las modificaciones adicionales con respecto a su edición anterior, que eran reclamadas por los fanáticos, se vislumbran la posibilidad de modificar la altura de la nave y que Crypto al caerse al agua no muera al instante como ocurría previamente, sino que flote con un “escudo” temporal.

En el apartado de gráficos, estos indudablemente han sido mejorados desde todas las aristas, ya sea en su aumento de cantidad de detalles, efectos y optimización de las animaciones, además de añadir nuevos escenarios con nuevas texturas. Por supuesto, todo ajustado a un estudio productor de títulos AA (mediano presupuesto). Desde el punto de vista técnico, es completamente fluido, el feedback con el entorno es inmediato y no hay bugs (al menos perceptibles en 10 horas de juego) que sean evidentes a grandes rasgos.

La música y sonidos son sobresalientes, definitivamente acompañan cada acción que realice el extraterrestre y además aporta a la ambientación, que remite a la quinta década del siglo XX a quienes lo jueguen.

Destroy All Humans es un juego que honestamente vale la pena dar una oportunidad, es un título bastante cómico con un humor muy particular, sin mencionar sus chistes malos que te ayudan a desconectar de la rutina diaria.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.