Un simulador de Skate digno de la actual generación.

La década del 2010 ha sido una de las menos exitosas en cuanto a entregas de Skate, quizás un poco opacados a causa de los años dorados que tuvieron en los 2000 con las maravillosas obras de la saga Tony Hawk. Sin embargo, desde el 2015 no ha habido ningún obelisco de skateboarding, hasta hoy.

Skater XL, disponible en Xbox One, PlayStation 4, Nintendo Switch y PC, llegó el 28 de julio luego de 8 años de desarrollo del estudio Easy Day Studios. Su impronta, lenta, pero firme, tuvo razones muy bien fundadas. Principalmente el factor está totalmente atribuido al grupo empresarial de marcas skater que temían invertir su dinero en otro fracaso más de la industria gamer. La falta de patrocinadores oficiales retrasó mucho los tiempos hasta que, de una vez por todas, sale de su versión preliminar. Hasta el último segundo previo a la publicación oficial, los desarrolladores estuvieron hiper agradecidos con la comunidad, que acompañó, no solo en la difusión marketinera, sino que aportando en mapas y mods que mejoraron fuertemente la experiencia del juego.

En esta ocasión, se encuentran a disposición dos modos muy interesantes que reflejan la vida típica de un skater. Ellos son: el modo libre, donde podrás pasear por los mapas tirando tricks a gusto y placer. El otro es el modo retos, que se caracteriza por tener una lista bastante amplia de trucos y combinaciones en el skate que te invita a imitar y practicar combinaciones guiado por un fantasma.

Los mapas sinceramente están muy bien adaptados a las necesidades del simulador. Si ya has probado un Tony Hawk, no harás más que generar momentos de nostalgia pateando por patios de una escuela, estacionamientos, o skateparks digitalizados de forma impecable. En lo que concierne a iluminación, uno de los parques está ambientado en un atardecer de lo más hermoso. Sin duda, el videojuego emite una esencia californiana irrepetible.

El Skate y la música son como la pizza y la cerveza, una combinación casi obligatoria. En esta entrega, la banda sonora es alucinante. Punto a tener en cuenta: no todo es punk rock, sino que hay algunas melodías de rock alternativo e incluso dubstep; tales así como el artista Getter, quien tuvo su pasar por las pistas y deja su huella cautivándonos con sus drops.

Otra cuestión vital que incluye este análisis es el tema de los controles. Toda la programación está hecha en base a los pies del personaje sobre la tabla; los sticks se moverán en forma simulada en lo que respecta a la vida real, con las mismas indicaciones que un profesional del skateboarding pueda explicar en pos de enseñar un truco. Es una obligación contar con un joystick para vivir Skater XL, por el momento el teclado no es una opción.

En conclusión, esta entrega es una maravillosa experiencia para los amantes del deporte y exhibicionismo sobre skate. Con el tiempo, sabemos que los desarrolladores y moderadores traerán novedades, desde el ampliamiento del catálogo de mapas, hasta nuevos modos y contenido para streamers. CDF Gaming recomienda fervientemente patear en los espacios de Skater XL y cumplir todos los retos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.